La extraña belleza de Panerai en Milán

Panerai participó en la Semana del Diseño en Milán con la exhibición “Light in Time”, de Moritz Waldermeyer.

Por Redacción Gatopardo

La reconocida casa de relojes deportivos de lujo, Officine Panerai rompió esquemas con su más reciente intervención en la Milan Design Week, también conocida como Fuorisalone 2016. Del 12 al 17 de abril, la casa florentina participó con la exposición “Light in Time”, una colaboración con el diseñador alemán Moritz Waldermeyer que plasmó la esencia de la marca con un toque futurista. Panerai, reconocida por su exquisita combinación de diseño italiano y tecnología suiza, montó tres piezas en distintos puntos de la ciudad: COG, MING y EGG56, las tres creaciones tuvieron como eje un juego de luces.

Panerai eligió cuidadosamente los spots donde ubicó sus majestuosas piezas. La primera, COG, llegó a la reconocida galería Spazzio Rossana Orlandi, que desde 2002 se ha convertido en destino artístico de diseñadores contemporáneos como Nacho Carbonell y Maarten Bajo. La luz y las formas cilíndricas de COG, inspiradas en el mundo de la ruedas dentadas y la relojería, es lo primero que resalta de esta instalación, que a través de espejos muestra los detalles de la obra para enfatizar el concepto de infinito.

"COG", de Moritz Waldermeyer para Officine Panerai.

“COG”, de Moritz Waldermeyer para Officine Panerai.

El salón del Hotel Park Hyatt se convirtió en espacio artístico al recibir la segunda instalación, EGG56. La estructura, poseedora de una belleza única, destaca una combinación entre tecnología y arte, ya que a través de algoritmos matemáticos logra una proyección audiovisual con la sincronización de LEDs. La magia de esta pieza es que no utiliza cables, detalle que ayuda a conservar la pureza de su diseño.

"EGG56", de Moritz Waldermeyer para Officine Panerai.

“EGG56”, de Moritz Waldermeyer para Officine Panerai.

MING, la última intervención, fue colocada en Boutique Panerai, espacio fundado en 1860 y que desde entonces contribuye al esfuerzo de Officine Panerai para mantenerse como ícono de los amantes de la relojería. Con MING, Waldermeyer exhibe una de sus pasiones: el arte de los jarrones chinos antiguos. A través de una proyección en modelado 3D, el artista consigue una pieza arquitectónica de acero inoxidable donde se proyecta una atmósfera relajante en la parte interna del jarrón.

"MING", de Moritz Waldermeyer para Officine Panerai.

“MING”, de Moritz Waldermeyer para Officine Panerai.

Con su participación en Fuorisalone 2016, Panerai demostró una vez más las conexiones entre arte y técnica que reflejan el espíritu de la casa relojera. “Light in Time” resaltó a Panerai como más que sólo una casa relojera: una marca artística que se nutre de los dos mundos, la mecánica y la belleza.

Historias relacionadas

especial-de-relojes-2018-portada

Compras

Especial de relojes: Innovación sin límites

Por Luz Arredondo y Teresa Cristo
FENDI eyewear 2018, portada

Compras

A través de la mirada de un artista

Por Redacción Gatopardo