La primera reunión entre AMLO y Peña Nieto
A pesar de las diferencias, el encuentro fue cordial.
julio 3, 2018

Ante la reja blanca de la casa de campaña de Andrés Manuel López Obrador se arremolinaban camarógrafos, reporteros y fotógrafos. Llegaron ahí desde muy temprano, esperando obtener algo más que una declaración oficial sobre la reunión que sostendría más tarde el ganador de las elecciones con el presidente Enrique Peña Nieto. “Cualquier cosa es buena”, decía una periodista, mientras revisaba si no había alguna actualización de la agenda en Twitter.

Pero la agenda del día había sido clara desde el principio. Después de la reunión en Palacio Nacional, que sucedió esta mañana y se habló del proceso de transición —que culminará el primero de diciembre—, se reuniría con la mayoría de su gabinete, en su casa de campaña en la Colonia Roma, para comenzar a trazar un plan. La sorpresa para muchos fue la llegada de una camioneta Volvo color café de donde descendió, el también tres veces candidato a la presidencia, Cuauhtémoc Cárdenas.

Ante los disparos de diversas cámaras y varias grabadoras, Cárdenas Solórzano dijo confiar en que Andrés Manuel haga un cambio positivo en el país. Hace unas semanas en una columna de El País, Cárdenas escribió que ofrecería su apoyo a quien diera reverso a la reforma energética. Andrés Manuel aseguró mientras tanto que el cofundador del PRD será parte de su equipo. “Vine a saludarlo, a felicitarlo por su triunfo y a decirle que estoy con él”, dijo Cárdenas a la prensa. Luego se despidieron con un abrazo.

Minutos más tarde López Obrador subió a un Jetta blanco rumbo a Palacio Nacional. Lo siguieron motos y gente que corría tras él para saludarlo. A su llegada al Zócalo lo esperaban más seguidores ondeando banderas blancas. Ningún cuerpo de seguridad especial lo protege, media docena de policías lo intenta pero falla ante la cantidad de gente que busca acercarse a él.

Primera reunión entre AMLO y Peña Nieto, int1

AMLO llegó al Palacio Nacional, ahí donde vivió y murió Benito Juárez y donde espera vivir algunos años de su gobierno. A penas cruzó la puerta, la oficina de Presidencia empezó a subir las fotografías del encuentro, y los memes empezaron a dar de qué hablar: “Quédate con quien te mire como Quique a “Ya sabes quien”, decía alguno de muchos.

Ante la expectativa se hizo lo que nunca. Un grupo de periodistas fueron reunidos en el Salón de la Tesorería dentro de Palacio, donde sigue despachando Enrique Peña Nieto, para un rueda de prensa posterior al encuentro. Tras hora y media de conversación que se previó breve, bajó AMLO con el traje y la corbata grises; también bajó con la seguridad de que al finalizar el conteo del PREP la noche anterior, le confirmó que se llevó el 52.96% de los votos.

—Me dijeron que sólo diera un anuncio, pero, ¿por qué hacer tan acartonada esta conferencia?— preguntó Andrés Manuel López Obrador.

Los presentes atizaron al que será el próximo presidente del país con preguntas diversas. Explicó que la reunión fue cordial a pesar de las diferencias y que trabajarán juntos para que la transición de gobierno sea pacífica. Dijo también que Peña Nieto le ofreció apoyo del Estado Mayor Presidencial para su protección. Entre risas, dijo que el pueblo y la prensa le cuidan. “Pero no me apachurren”, dijo a la prensa. “Porque ya me he llevado varios roces de cámara”, agregó señalando al frente.

Sobre la llamada que tuvo el día de ayer con Donald Trump dijo que fue cordial y que no se mencionó el muro. Aseguró que pronto se reunirá con Michael Pompeo, Secretario de Estado de EE.UU, sin que diera una fecha concreta para el encuentro.

Ante la expectativa de la reunión, los reporteros preguntaron sobre el presupuesto que se ejercerá el siguiente año. Andrés Manuel, con la confianza de que la mayoría de las curules —que toman posesión el primero de septiembre— pertenecen a su coalición, solo dijo que su equipo se reunirá con el Secretario de Hacienda para establecer los detalles de lo que se gastará en 2019.

Primera reunión entre AMLO y Peña Nieto, int2

AMLO dijo que respetará la autonomía del Banco de México, después de que la agencia calificadora Moody’s dijera esta mañana que esperan una volatilidad del peso en el corto plazo por su triunfo. Moody’s, una calificadora de riesgo, también ha dicho que le darán un año para dar certidumbre en los mercados. Peña Nieto también lo invitó a una reunión con la Alianza Pacífico (Chile, Colombia y Perú) que tendrá lugar en Puerto Vallarta el 24 de julio.

Finalmente, el próximo presidente dijo mirando el reloj, ya presionado por el tiempo, que durante esa tarde se reuniría con su gabinete de seguridad para empezar a forjar un plan para pacificar al país. Para lo que considera importante empezar  convocar a líderes religiosos, organizaciones y activistas de derechos humanos.

Después, se retiró del Palacio a bordo de su Jetta, igualmente perseguido por tres motocicletas con cámara y algunos “amlovers”, que aún esperaban una selfie.

* * * 

Más en Gatopardo: 

López Obrador, la tercera y la vencida

Así será el gabinete de AMLO

La Ciudad de México gobernada por una mujer

Gatopardo Recomienda

Ver Más