Violencia de género, emergencia nacional
Una protesta más para pedir al gobierno acciones que frenen la violencia contra las mujeres.
febrero 6, 2019

“¿Cuántas muertas más se necesitan para entender que esto es una emergencia nacional?”, cuestionó en entrevista para Gatopardo, Leticia Pedrajo, una de las tantas mujeres que el pasado 02 de febrero se dieron cita en la explanada del Monumento a la Madre para marchar con dirección al Zócalo de la Ciudad de México y exigir a las autoridades acciones contundentes ante la creciente ola de violencia e inseguridad que enfrentan las mujeres en la capital del país. A pesar de que ésta es una realidad constante en México, el detonante que llevó a las calles a decenas de mujeres vestidas con prendas verdes y moradas  fue el reciente modus operandi: “Cálmate, mi amor”.

En días pasados, usuarias del Transporte Colectivo Metro utilizaron las redes sociales para denunciar intentos de secuestros en los que, de acuerdo con sus testimonios, los agresores fingían ser pareja de la víctima, la interceptaban a la salida de la estación y cuando ésta comenzaba a pedir ayuda de los transeúntes, en caso de recibir atención de las personas (pues señalaron que en muchos casos la gente no reaccionaba al pensar que era un pleito de pareja), el delincuente comenzaba a lanzar expresiones como “Tranquila, mi amor”, “No se preocupe, así se pone” para hacerse pasar como novio de la joven.

Violencia contra las mujeres, marcha ni una mas feminicidios México

“#LasCallesSonNuestras” / Fotografías de Samantta Hernández

Las denunciantes señalaron que el sujeto que se les acercaba no operaba solo, pues la mayoría de las veces había algún carro esperando en las calles cercanas, al cual intentaba subir a la víctima. Fue la propia sociedad civil la que decidió emprender acciones, entre las cuales pedían a la población no ignorar este tipo de escenas y al encontrarse con una, hacer todo lo posible por impedir que se lleven a las chicas. Esta iniciativa estuvo muy presente durante la marcha del pasado sábado, pues las asistentes no dejaron de corear frases como:

“Señor, señora, no sea indiferente, secuestran a mujeres en la cara de la gente“, “Señor, señora, no sea indiferente, asesinan a mujeres en la cara de la gente“.


También te puede interesar:

La fosa de agua

Tsunami: la suma de las voces del feminismo

Feminicidio en México ¡Ya basta!


De acuerdo con los datos del Secretariado Ejecutivo del Sistema Nacional de Seguridad Pública (SESNSP), de las 34 mil 202 personas asesinadas en todo 2018, 33 mil 341 corresponden a víctimas de homicidio doloso y 861 a mujeres víctimas de feminicidio. Durante a marcha, Eleonora Luna, quien junto a Pedrajo estaban representando  La Liga Mexicana de Mujeres de Teatro, señaló la importancia de dar visibilidad a la situación de violencia de la que las mujeres son víctimas, pues es algo que “se vive en todos los estratos sociales, en todo el país. Lo que nos obliga a salir a exigirle a las autoridades una solución eficaz“.

Sin embargo, las autoridades también fueron motivo de denuncia tanto en redes como en la marcha de #NiUnaMenos, pues muchas de las víctimas argumentaron que al acudir con los elementos de seguridad para reportar la situación de violencia que habían vivido en las instalaciones del metro, las cuales van desde tocamientos, toma de fotografías o vídeo sin autorización, insinuaciones sexuales y demás, la policía desestimaba el interés de las denunciantes para no acudir a levantar un acta, pues “sería difícil que procediera”.

Violencia contra las mujeres, marcha ni una mas feminicidios

“Feminicidios Emergencia Nacional” / Fotografías de Samantta Hernández

“Si pudiera darle un consejo al presidente López Obrador, le recomendaría que él y todos sus funcionarios tomaran clases de perspectiva de género“, manifestó una de las asistentes a la marcha, pues al igual que otras criticó las nulas acciones emprendidas por parte del Gobierno Federal y Capitalino para tratar la ola de violencia. Además, señalaron “la ironía” que representaba el hecho de que a pesar de ser la primera vez que el país tiene un gobierno de paridad, no se estén ejecutando acciones para solucionar la inseguridad.

Mar Cruz, integrante de la Batucada Rupestre, asistente a la marcha del 02 de febrero recalcó la importancia de que el gobierno mexicano garantice el acceso a una vida libre de violencia. “Que no haya leyes que vayan en retroceso, que todo sea progresivo, comenzando con los presupuestos a los institutos dedicados a mujeres que están desapareciendo. Que se entienda que somos un sector diferente y que se muestren dispuestos a trabajar con los organismos de la sociedad civil“, dijo.  Entre las principales demandas durante el encuentro, las asistentes exigieron presupuesto a las alertas por violencia de género, que se implementen protocolos y que se realicen las detenciones pertinentes en las instalaciones del transporte público.

Las medidas del gobierno no son suficientes

Hasta el momento, la Procuraduría General de Justicia de la Ciudad de México (PGJCDMX) ha informado que existen 11 carpetas de investigación por intento de secuestro bajo el modus operandi “Cálmate, mi amor”. Hasta el pasado martes, dos sujetos habían sido detenidos, uno en la estación Constitución de 1917 de la Línea 8 y el otro en la estación Xola de la Línea 2, luego de haber sido señalados por dos usuarias al percatarse que las estaban siguiendo y tomando fotografías dentro de la estación.

Entre las medidas adoptadas por la Jefa de Gobierno, Claudia Sheibaum, al inicio de esta semana se instalaron centros de atención y orientación a mujeres en cinco estaciones del metro, Coyoacán, Mixcoac, Martín Carrera, Tacubaya y UAM-I.  Los casos que sean reportados ahí, señaló Sheinbaum, serán trasladados a diversas fiscalías desconcentradas de investigación en las alcaldías Benito Juárez, Coyoacán, Gustavo A. Madero, Miguel Hidalgo e Iztapalapa.

Además, los elementos de la policía en el metro portan ya una cinta morada en la muñeca, un color representativo de la lucha feminista. La cinta es un símbolo con el que las usuarias podrán identificar a quién acercarse en caso de sentirse inseguras. Sin embargo, la iniciativa no ha sido bien aceptada en redes sociales, donde la han descrito como paupérrima ante  la creciente problemática.

 

Violencia contra las mujeres, marcha ni una mas

Gatopardo Recomienda

Ver Más