Mank: una carta de amor y diatriba a Hollywood - Gatopardo

Mank: una carta de amor y diatriba a Hollywood

David Fincher estrena su más reciente película, una historia sobre el guionista que dio vida a Citizen Kane. Este noviembre, Mank llega a las salas de cine, y en diciembre a Netflix.

Pauline Kael escribió un largo ensayo sobre Citizen Kane que tituló “Raising Kane”, y lo publicó en la revista The New Yorker en 1971. Con una prosa mordaz y provocadora, desarrollaba una diatriba contra Orson Welles y su ópera prima. Elogiaba y destacaba la figura de Herman J. Mankiewicz, que llevaba la coautoría del guion junto a Welles, pero denigraba todos los roles de este último (productor, director y protagonista de la película), quien había pretendido además llevar solo el crédito del guion. Una de las intenciones de Kael era defender a los guionistas, un grupo largamente abusado y menospreciado en la jerarquía del studio system de Hollywood.

En contra de la teoría del autor (desarrollada por los críticos que darían vida a la Nueva Ola Francesa y que sostenía que los directores eran la mente creativa y artística detrás de una película), resultaba un sacrilegio fílmico la osadía de cuestionar que Welles no fuera la mente absoluta detrás de su célebre película. Aunque después el texto de Kael fue debatido, desmentido y corregido por historiadores y críticos, el problema fue particularmente su maniqueísmo y exageración en los ataques al director. Pero la idea de que no todo el crédito de Citizen Kane debe ir a Welles, siempre sobrevivió con distintos matices incluso entre los más críticos de su ensayo.

CONTINUAR LEYENDO
COMPARTE

Recomendaciones Gatopardo

Más historias que podrían interesarte.