One Night in Miami: La victoria de Malcolm X - Gatopardo

One Night in Miami: La victoria de Malcolm X

Una película sobre la mítica noche en que Muhammad Ali, Malcolm X, Sam Cooke y Jim Brown se reunieron para discutir sus roles dentro del movimiento por los derechos civiles en Estados Unidos. La cinta ya está disponible en Amazon Prime.

Tiempo de lectura: 11 minutos

“It’s been a long, a long time coming,

But I know a change gonna come.”

Sam Cooke

 

“El hecho de estar en este país no basta para ser estadounidense. No, tienes que ir más lejos antes de convertirte en estadounidense. Tienes que gozar los frutos de ser estadounidense. Porque no has disfrutado de esos frutos. Has disfrutado de las espinas. Has disfrutado de los cardos. Pero no has disfrutado los frutos. Has peleado más duro que ningún hombre blanco por esos frutos pero son otros los que los disfrutan.”

Malcolm X

 

El 21 de febrero de 1965, Malcolm X estaba dando un discurso en el salón de baile Audubon de Nueva York. Los ánimos estaban caldeados. Sus allegados le habían aconsejado no ir a esa presentación.

Las amenazas venían de todas partes. Por un lado, Malcolm X se había convertido en un blanco constante de la vigilancia de J. Edgar Hoover y el FBI. Por el otro, después de separarse violentamente de la Nación del Islam (NOI), el carismático ministro se ganó la ira de sus hermanos. No hay que olvidarlo, la NOI era una organización poderosa: bajo el mando férreo de Elijah Muhammad contaba con casi 100 mil miembros y una pequeña milicia.

Cuando empezaron los disparos, en el estrado del salón de baile Audubon de Nueva York estaban la esposa de Malcolm X y sus dos hijas pequeñas. Veinte balas impactaron el cuerpo del orador. Le dieron en las piernas, en el pecho y en los brazos. Los tres o cuatro tiradores se aseguraron de que estuviera muerto. El odio era patente.

La justicia condenó a tres personas por la muerte de Malcolm X. Todos ellos eran miembros de la NOI y del radical capítulo de Newark. Pero, como bien demostró la serie documental de Netflix, Who Killed Malcolm X? (2020) y las investigaciones de Abdur-Rahman Muhammad, el caso sigue rodeado de misterio. Tal vez nunca sabremos quiénes fueron los autores intelectuales de este magnicidio, quiénes jalaron los gatillos y qué intereses estatales lo permitieron.

En cualquier caso, el asesinato de Malcolm X, tres años antes del de Martin Luther King, marcó uno de los momentos más violentos en el movimiento por los derechos civiles en Estados Unidos. En los años sesenta se interpelaban las creencias radicales de la NOI sobre la necesidad de formar una nueva nación negra, segregada; pero también los ideales integracionistas del reverendo King; las nuevas creencias de Islam ortodoxo, combativo y panafricano de Malcolm X; y los fecundos escritos de un paria negro, homosexual y exiliado, como James Baldwin. Además, por supuesto, de los discursos dominantemente blancos de los medios y el gobierno.

Es en este contexto que Kemp Powers situó el drama One Night in Miami. La obra de un acto, que escribió en 2013 cuando era dramaturgo residente del teatro Rogue Machine de Los Ángeles, se centra en una discusión sucedida en un cuarto de hotel durante una noche fatídica.

CONTINUAR LEYENDO

COMPARTE

Recomendaciones Gatopardo

Más historias que podrían interesarte.