Misterios, añoranzas y reencuentros en la selección de la Berlinale 2021

Misterios, añoranzas y reencuentros en la selección de la Berlinale 2021

Rumbo a su cierre, el Festival Internacional de Cine de Berlín estrena los recientes filmes de Ryusuke Hamaguchi, donde narra las distancias entre personas que se aman, o de Andreas Fontanas y Alexandre Koberidze, con misterios en sus tramas que absorben a la audiencia.

La Berlinale, en su edición 71, que se realiza en línea para la prensa y miembros de la industria hasta el 5 de marzo, continúa vigoroso después de sus dos primeros y emocionantes días. Hong Sang-soo y Radu Jude nos ofrecieron ya dos de las mejores películas del año, y en el cuarto día se les une el japonés Ryusuke Hamaguchi con una película hermosa sobre la añoranza y el azar, títulada Wheel of Fortune and Fantasy (2021).

A pesar de lo bueno, ha habido fracasos, como en cualquier festival. Varios de ellos muestran la tendencia de cineastas jóvenes que imitan desvergonzadamente los estilos de otros directores. ¿Será que buscan llamar la atención de los festivales para luego independizarse de sus influencias? Eso sugieren las decisiones que hemos visto en cineastas como Lê Bảo, que en Taste (2021) imita a Pedro Costa y a Tsai Ming-liang; o como Carlos Alfonso Corral, que imita a su productor, Roberto Minervini, en Dirty Feathers (2021). No es arriesgado decir que los programadores cometen un error al darle entrada a esta tendencia, ya que resulta en la proliferación de un formalismo capaz de imitar meritoriamente la superficie, pero no la agudeza de los originales.

Afortunadamente lo anterior no es todo y hay suficientes películas para desbordar cualquier recuento de la Berlinale 71, así que hablemos de algunos proyectos que describen con ternura las distancias entre personas que se aman —estos incluyen, claro, el de Hamaguchi— y otros cuyo misterio absorbe a la audiencia no sólo durante la proyección sino mucho tiempo después, cuando la reflexión hace florecer los significados o, lo contrario, las imágenes se hacen más brumosas y por ello más oníricas.

CONTINUAR LEYENDO
COMPARTE

Recomendaciones Gatopardo

Más historias que podrían interesarte.